Casa de la Real Aduana Hotel Boutique

Patzcuaro, Michoacan, Mexico




Find more about Weather in Patzcuaro, MX
Click for weather forecast

Pátzcuaro Pueblo Mágico!!


Rodeado de típicos pueblos de pura tradición Purhépecha, entre las montañas y el esplendor del Lago y sus islas, Pátzcuaro ha sido históricamente reconocido por su situación geográfica, su encanto y belleza natural. Fué un importante centro ceremonial de los Purhépechas, quienes se establecieron en la región a principios del Siglo XIV y desarrollaron la sociedad precolombina más avanzada del occidente de México. Pátzcuaro fué la ciudad capital de Michoacán durante la época de la Colonia, de 1539 a 1580.

El encantador carácter de Pátzcuaro es producto de diversos factores como su origen indígena, la presencia del lago y sus islas, la excepcional conservación de sus monumentos arquitectónicos, el misterio de sus vestigios prehispánicos, la variedad y originalidad de su artesanía, así como la belleza del paisaje que forma la meseta y la calidez de su gente.

En el corazón del Centro Histórico, un enorme jardín rodeado de magníficos portales forma la Plaza Vasco de Quiroga, la plaza colonial más hermosa de México.

Desde lo alto de la vieja ciudad la famosa Basílica de Nuestra Señora de la Salud, centro de peregrinaje y devoción construído en 1540,vela sobre sus habitantes y unas 15 iglesias y capillas que embellecen el valle que lleva a Morelia.

La“Plaza Chica”, oficialmente denominada Plaza Gertrudis Bocanegra en homenaje a la heroína de la independencia, le ofrece los placeres del vagabundeo enmedio de la agitación diaria a la entrada del activo mercado municipal, una pequeña aventura en sí, entre carretas, puestos de vendedores y coloridos montones de frutas y verduras.

Los indios Purhépechas, artistas de tradiciones, culturas y creencias entremezcladas producen una de las artesanías más variada y notable de México (telares, cobre, madera, piedra y barro).

Entre las incontables festividades regionales se destaca el maravilloso ritual indígena de la Noche de Muertos, durante la noche del primero al dos de noviembre.

No debe perderse la visita al pueblo de San Juan Parangaricutiro, sepultado durante la erupción del volcán Paricutín en 1943. La cabalgata a la cima y el descubrimiento de los paisajes en lo alto del volcán extinto hacen de este paseo-expedición una jornada extraordinaria.

Una respetuosa visita a los Santuarios de las mariposas Monarcas le impresionará por su belleza en número y color.